Crítica: John Wick 3 es una joya del cine de acción

john-wick-3-avengers-endgame-parabellum-taquilla-1

John Wick 3 es el punto culmine de una historia de modestos inicios, pero que gracias al carisma de Keanu Reeves y escenas de acción de primer nivel, se convirtió en la saga de acción más importante de la década. Exagerada, divertida y por momentos espectacular, John Wick 3: Parabellum es un imperdible para los seguidores del cine de acción.

Hablar de la historia de John Wick 3 carece de sentido ya que no es su fuerte. Nunca lo ha sido. La cofradía de asesinos y sus reglas de funcionamiento son la excusa para enfrentar al arrepentido Wick a una serie de rivales tan habilidosos como él en el arte de matar. El guión nos recuerda bastante a películas como Kingsman, que tienen su base en el cómic, donde los excesos son permitidos.

Lo que eleva a John Wick a un nivel superior en el cine de acción son sus cuidadas secuencias de acción, espectaculares coreografías que hacen que la tensión vaya creciendo a medida que avanza el metraje. Cada desafío pone a prueba a Wick, que se gana al público desde los primeros minutos de la primera parte debido a su pérdida personal. Parabellum marca el cierre de ese arco argumental, retomando al protagonista en el mismo punto de la segunda entrega: huyendo, con un precio sobre su cabeza y la convicción de sobrevivir a lo que venga.

Wick-1-800x400

No hay concesiones en esta tercera parte. Ni un resumen para los nuevos espectadores ni un aplacamiento de la violencia. Por el contrario, en los primeros veinte minutos casi no hay dialogo y es una vorágine de violencia casi caricaturesca, que la hace mucho más digerible. El desarrollo de personajes centrales se realizó en las películas anteriores: el regente del Continental (Ian McShane) y su ayudante (Lance Reddick) siguen siendo quienes soportan la trama. También regresa el recurrente Bowler King (Laurence Fishburne).

En Parabellum se suman nuevos secundarios. Asesinos despiadados como Zero (Mark Dacascos), enemigos como la adjudicadora (Asia Kate) y aliadas circunstanciales como la jefa de la mafia rusa (una sorprendente Anjelica Huston) y Sofía (Hale Berry). Todos personajes extremos, caricaturescos, al filo de lo ridículo, pero que en las manos del director Chad Stahelski, mismo que se hizo cargo de la segunda parte, encajan a la perfección en un relato que no tiene ninguna intención de ser creíble, pero si coherente con el mundo creado para John Wick.

John Wick 3: Parabellum
Keanu Reeves and Halle Berry

El único punto bajo de la propuesta de Sathelski es la subtrama de la odisea en el desierto, que trata de renovar y dar mayor profundidad a la misión de Wick, pero que solo complica la trama con una mitología ya de por si sobrecargada con símbolos y jerarquías. Pero ni en este apartado se traiciona el espíritu del film.

Para los seguidores del género, John Wick es un goce absoluto que siempre trata de ser algo nuevo y fresco. Para quienes no están tan familiarizados con la saga y este tipo de películas pueden encontrar diversión sin culpa, disfrutando de coreografías de acción en un nivel superior.

Advertisements

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s